Cuando el fantaseado ‘malote’ se convierte en REAL CABRONAZO (2/2)

De la raíz a las ramas: hombres y mujeres

Los presuntos violadores de Málaga en libertad
Aunque el post anterior sonase a perogrullada y encima no tocase nada de lo que anuncia el título, al menos sirve para reflexionar sobre las estructuras de poder que padecemos, que tenemos tan asumidas, y que ni siquiera detectamos cuando se nos echan encima. Esa ‘jerarquía invisible’ en que se basa la violencia social humana se ha dado en llamar cultura de la violación (“Rape culture”). Aparte de ese estupendo artículo de la Wikipedia, os recomiendo también:
Insisto: me da igual que se trate de pederastia, agresión sexual a adultas o violencia de género, porque en todos los casos las víctimas están ‘debajo’ en cuanto a poder, credibilidad, etcétera, y los agresores ‘encima’. Pero recordemos un hecho más concreto: en TODOS estos casos los agresores son casi exclusivamente HOMBRES, por mucho que los caballeros se quejen de que les recordemos esta realidad estadística, como también suele irritarles el incontrovertible hecho científico de que NO son enfermos. El caso de la violación de Málaga y los comentarios que lo rodean me parecen perfecta ilustración de todo lo que llevo escrito en este post y medio.
Gui Fedrizzi

De AHÍ precisamente que dos artículos en particular me hayan resultado tan interesantes: el primero trata de la cultura de la violación, pero (de)scrita por un hombre, y el segundo de la cultura del malote/machote/canalla, pero (de)scrita por una mujer. Ambos se dirigen a su propio colectivo de género para invitarles a reflexionar sobre su conducta e ideas, a des-construir el estatus de víctima y agresor desde dentro.

En la primera parte, cité a Zaron Burnett aludiendo a la vulnerabilidad de la mujer. Ahora, veamos lo que dice Ruth Toledano del ‘malote’:

  • “Porque el malote, que es un tipo de hombre que, además, suele ejercer de tal, representa en realidad las cualidades del macho peor: chulo (o, simplemente, chulito), bruto (o, simplemente, brutote), fantasma (o, simplemente, presumido), fatuo, desconsiderado, fanfarrón, machote. Son tipos que en realidad exudan machismo por los cuatro costados y tratan con desprecio a las mujeres, pero nuestras mejores amigas, nuestras queridas hermanas se sienten atraídas por ellos y los disculpan.”
Mario Balotelli

Más recientemente, Toledano critica mordazmente a ese mismo modelo de hombre, prototipo de futbolistas:

  • “Los futbolistas son héroes, campeones, estrellas. Son titanes, glorias, semidioses. Son superhombres. Los futbolistas son los grandes ídolos masculinos de nuestra época. Por brutos que sean, por zafios que sean, por horteras que sean. No digo que no haya futbolistas de otro tipo, digo que el modelo de futbolista que se vende mayoritariamente es el que representa a un modelo de hombre detestable: el gran macho. El macho imbatible, duro, escupidor. Por metrosexual que sea. El macho macho: granítico, millonario, follador. Heterosexual, claro.”
“Oh ssííí, piropeameee, rómpemeee, niño maloooo…”

Pues así nos va. Que los hombres quieran parecerse a un modelo machirulo, que aparentemente tiene mucho éxito entre las heteras, ya es patético. Pero que se les caigan las bragas si ENCIMA es malote, chulo y bruto… es para preguntarse de qué van algunas, a estas alturas de la película. Y lo peor no son las jovencitas que afirman no necesitar al feminismo “porque me gusta que los hombres me piropeen” (igual espabilan un día, pobrecicas), sino las mujeres supuestamente maduras, con estudios, teóricamente empoderizadas que pierden el oremus por revolcarse con esas vergüenzas del género humano. En una fantasía sexual, ven a un ‘malote-machote’, y disculpan sus excesos mientras follan. Al día siguiente, se dan cuenta de que su ídolo follador se ha convertido en un CABRONAZO de carne y hueso. Algunas, todas orgullosas, te dicen que si sabes ponérsela dura a un tío, tienes la vida resuelta. En fin… “Bienaventuradas las pobres de espíritu, porque suyo es el reino de los cielos”.

Ya traté el tema de la educación, y todo esto confirma mi teoría. No sirve de nada combatir la cultura de la violación si los clichés que la sustentan siguen gozando de prestigio social, sobre todo entre las mujeres:

  • hombre=fuerza=dinero=poder=iniciativa
  • mujer=debilidad=dependencia=sumisión sexual=pasividad
No estoy diciendo que todos los hombres deportistas sean violadores en potencia. AFIRMO, eso sí, que la desigualdad en los patrones de conducta son el origen de la violencia, particularmente en la sexual y de género. Afortunadamente, hay hombres conscientes de que son los privilegiados en un sistema que hace daño a las que no lo son, y lo dicen en voz alta. Afortunadamente también hay mujeres que, siendo librepensadoras y feministas, recuerdan a las mujeres si fomentan modelos vergonzantes de poder en los hombres, la violencia está servida, más pronto que tarde. Si encima trasmiten esos clichés a sus hijas e hijos, los machirulos se seguirán frotando las manos muchos, muchos años. 
¡Venga! Un poco de valentía para reconocer que las conductas equivocadas en la desigualdad NO son solamente las que ejercen la violencia, sino TAMBIÉN las que toleran los clichés que la favorecen. 
Anuncios

10 comentarios en “Cuando el fantaseado ‘malote’ se convierte en REAL CABRONAZO (2/2)

  1. Hola,

    A una mujer agredida le pueden hacer declarar hasta 18 veces mientras le hacen preguntas referentes a si consintió en algún momento, si llevaba puesta ropa provocativa, si gritó, si opuso resistencia, etc.

    Se llega al punto en el que la víctima es juzgada y cuestionada mientras que el agresor no es presionado de ese modo y tan solo espera que algún detalle suavice su condena si es que al final la hay.

    La violencia hacia la mujer en nuestro país y tantos otros es preocupante. No sé si me asusta más la impunidad de los que agreden o la indecencia de los que justifican estos actos.

    Un saludo.

    Me gusta

  2. Totalmente, littleparrot. Preocupante. Y mientras tanto, un grupo de mujeres se organiza para renegar del feminismo y ensalzar al 'hombre-líder'. ¡Manda huevos!

    Me gusta

  3. Nosu, No creo que sea cuestión de abrir o cerrar los ojos, o de ver o no ver, por lo menos en el caso de las mujeres. Es una elección perfectamente consciente, como elegir una religión u otra, o declararte agnóstica. Por eso es tan preocupante, y no tengo claro que las reformas educativas, ni siquiera a medio plazo, puedan cambiar la situación. Sí, soy muy pesimista.

    Me gusta

  4. ¡Bufffff! Eso de la novia de Balotelli no lo sabía. Gracias por la aportación, revolucionesfeministas. Y por cierto, como dice un comentario del Marca en esa misma entrada, mucho revuelo anti-racista cuando a Balotelli le tiraron un plátano (que me parece FATAL, racismo cero, faltaría más), pero por el ofrecimiento machirulo, ni palabra. Y luego dirán los antifeministas que somos unas “paranoicas histéricas”. ¡Ole los huevos de su padre!

    Me gusta

Gracias por comentar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s